Menú Menú

Arabia Saudita anuncia planes para una ciudad futurista llamada The Line

El futuro de la arquitectura podría cambiar para siempre con el diseño de una nueva ciudad vertical en Arabia Saudita. Nuevos detalles sobre el proyecto lo presentan como un epicentro de sostenibilidad, productividad, vida fluida y ocio para millones de personas.

De todas las naciones prósperas del mundo, Arabia Saudita parece la más motivada para posicionarse como líder del futuro.

Abandonar su dependencia de los ingresos de las reservas de petróleo ya no es una opción, sino una necesidad. A raíz de esto, la construcción de una infraestructura sostenible que pueda sustentar una sociedad próspera basada en un paisaje desértico tendrá sus desafíos.

Para superar estos, el rey saudita Mohammed bin Salman (MBS) tiene planes detallados para una nueva ciudad llamada la Línea. Parte de la ambiciosa NEOM toma una ciudad tradicional y la reimagina estructuralmente para que sea más eficiente, consolidando su huella general para proteger su impacto en la naturaleza.

Literalmente, una línea recta que va desde el océano y más hacia el interior hasta las arenas del desierto, la ciudad tiene paredes de espejos de 500 m de altura que corren paralelas entre sí. Se supone que funcionará con energía 100 por ciento renovable y su clima sería templado gracias a los jardines del cielo y las paredes interiores llenas de flora.

La Línea cubrirá 34 kilómetros cuadrados de terreno, tendrá una extensión de 170 km de largo (500 m de alto y 200 m de ancho) y tendrá capacidad para albergar a 9 millones de residentes que viven, trabajan y disfrutan de actividades recreativas dentro de su estructura.

De un vistazo, uno podría argumentar que la ciudad parece una versión más condensada y autosuficiente de Dubái, con oficinas comerciales, vecindarios apilados, escuelas, granjas verticales, parques, tiendas minoristas, estadios y más, todo conectado por múltiples puentes y puntos. con verdor

En ambos extremos de The Line se encuentran el océano y el desierto, con solo una distancia de 20 minutos entre ellos. Apilar la ciudad verticalmente reduce el uso del suelo, pero también brinda a los residentes tiempos de viaje más cortos. Un sistema de transporte público incorporado eliminará por completo la necesidad de automóviles.

"No podemos ignorar las crisis ambientales y de habitabilidad que enfrentan las ciudades de nuestro mundo, y Neom está a la vanguardia en la entrega de soluciones nuevas e imaginativas para abordar estos problemas", dijo MBS. 'Neom está liderando un equipo de las mentes más brillantes en arquitectura, ingeniería y construcción para hacer realidad la idea de construir hacia arriba'.

Ningún gran plan viene sin controversia, y The Line ya ha atraído la atención negativa de publicaciones destacadas como The Wall Street Journal y El guardián para la elección de su ubicación.

Según los informes, el extremo desértico de la estructura es el hogar de las tribus locales que inicialmente protestaron en contra de dar paso a la megaciudad. Si bien la reputación de Arabia Saudita no ha sido exactamente impecable en lo que respecta a los derechos humanos, MBS atrajo miradas de todo el mundo después de que acuñó a The Line como sus 'pirámides', lo que obligó a la comunidad a reubicarse.

Más noticias surgieron de empleados clave de NEOM dejando la compañía a la luz del gasto excesivo y el lento progreso, ya que el proyecto ya ha excedido su presupuesto propuesto de USD 500 millones de dólares para su terminación. Actualmente, las estimaciones proyectadas se ubican en USD $ 1 billones.

Aún así, en los últimos años, Arabia Saudita ha estado trabajando para reinventarse y volverse más atractivo para los inversores, empresas y turistas extranjeros. La riqueza que posee la nación es difícilmente comprensible para las normas estadounidenses, y con la ayuda financiera de los reyes de las criptomonedas y otros contribuyentes, se espera que The Line se complete para 2030.

Ya sea que creas que esta ciudad suena como un paraíso utópico, una trama distópica de Netflix o simplemente un crucero en pie, me encantaría saberlo. Cualquiera que sea su opinión, parece que Arabia Saudita está decidida a cambiar la forma en que abordamos la construcción de nuestros paisajes urbanos.

Mientras tanto, puedes ver más fotos renderizadas de The Line aquí.

Accesibilidad